Presentaron la Diplomatura en Coaching Ejecutivo

Como presentación de la Diplomatura en Coaching Ejecutivo, que se estará dictando a partir de año 2020 en nuestra Universidad, se llevó adelante una charla abierta y gratuita para dar a conocer los conceptos fundamentales de esta novedosa disciplina. Estuvieron a cargo del encuentro los especialistas en Coach Ontológico Héctor Mantese y Paula Lammertyn.

Durante el encuentro los profesionales resaltaron la importancia de poner el foco en los nuevos paradigmas y desafíos que atraviesan a las organizaciones actuales. Además, hicieron fuerte hincapié en la valoración que tienen hoy las llamadas “habilidades blandas” dentro del ámbito laboral.

En los entornos que estamos trabajando hoy, que son los entornos VICA (Volátiles, inciertos, cambiantes y ambiguos), las habilidades blandas son una necesidad imperiosa para cualquier ejecutivo, manager, director de empresa y profesionales en general que quieran adaptarse al medio.” Explicó Mantese.

Las habilidades blandas surgen como una necesidad del mercado a nivel mundial y lo que el coaching hace es justamente desarrollar estas habilidades, trabajar sobre este tipo de competencias”, siguió.

Consultado acerca de cuáles son las habilidades blandas más buscadas por las grandes organizaciones expresó:

Algunas de las que se pueden mencionar rápidamente son el liderazgo, las relaciones interpersonales, innovación, creatividad y fundamentalmente valores. La empatía es uno de los valores más buscados, la capacidad para poder ver que hay detrás del comportamiento de las personas en la organización. El enojo de los líderes y el malestar organizacional viene muchas veces por no saber leer los comportamientos”, dijo.

Esta búsqueda de empatía es el reclamo de un valor que se ha perdido a nivel mundial ya sea dentro o fuera de las organizaciones, es a nivel humano. Por eso los movimientos, fundaciones y todo lo que está surgiendo con la generación nueva viene en busca de las mejoras a nivel social”, continuó Héctor.

Los nuevos paradigmas que se plantean con las nuevas generaciones obligan a los líderes de las grandes empresas a rever su forma de hacer las cosas. Las necesidades cambian de forma vertiginosa y es por eso que el Coach Ontológico Profesinal propone un nuevo análisis y una nueva dinámica. En torno a esto, Paula Lammertyn explicó:

A lo largo de los últimos años fueron cambiando los paradigmas en los cuales las organizaciones estaban acostumbradas a trabajar. Hace un tiempo había un paradigma donde un líder llamado “jefe” daba órdenes y estas eran acatadas sin tener el foco en el bienestar del trabajo. Es decir que se buscaba el resultado y, como la gente estaba en un paradigma de obediencia, las cosas se hacían y los resultados se obtenían.”

El cambio empieza a darse cuando las generaciones nuevas vienen a traer palabras nuevas desde necesidades nuevas. Palabras como “bienestar”, “disfrute, “reconocimiento” invitaron a los líderes a cambiar la mirada y renovar habilidades. No es que los resultados pasen a un segundo plano, sino que se logran, pero con un foco puesto en el bienestar organizacional”, siguió.

Para finalizar, Héctor resumió los fundamentos y el objetivo que tendrá la apertura de esta nueva diplomatura en la Universidad Católica de Santa Fe:

La diplomatura viene a despertar la habilidad de poder cambiar las habilidades. Está basada fundamentalmente en workshop, muchos trabajos pensados en la aceptación del cambio e inclusión de ese cambio, detectando cuales son los enemigos del aprendizaje continuo. Es decir, cuales son tus mecanismos de control para que las cosas sigan siendo iguales cuando en realidad las cosas no son iguales, porque estamos en la era de la inmediatez y el cambio es constante”, expresó.

Otra de las cosas que creemos que forma parte del núcleo de todo esto es la comunicación. Por ahí venimos con un paradigma de la comunicación centrada en el “transmitir” y ahora necesitamos revertir esa idea de qué es lo que implica comunicar. Validar la información, revisar que es lo que se entendió y cómo se entendió, ver las nuevas formas de inspirar acción en el otro. Cualquier gestión de habilidades blandas tiene como objetivo el bienestar.” Finalizó.